miércoles, 22 de mayo de 2019

A veces prefiero * Maga Levin



A veces prefiero 
fingir
que venís a visitarme
que te muestro la casa
lo que soy
quedarme dando vueltas por ahí
en los rulos de pensamientos
inventarlos, imaginarme 
que entrás
te abro la puerta 
lentamente
imaginarme, llegás
me mirás, me miro
te muestro mis rincones
las escaleras
las ventanas que decido abrir de día
las que sólo existen de noche
las pinturas colgadas
los colores que veo, los reflejos de la luz
mi piel expectante
la caricia ventana
las luces y las sombras que siento
cuando te dejo entrar
recorrerme
cuando te abro me abro
estás adentro
vení
habitarme es, también
que vos entres



Maga Levin, 2019.


Eamon Mac Mahon

lunes, 20 de mayo de 2019

despertó * Gabriel Guadalupe






despertó 
liviano
su cuerpo inmóvil
abandonó la angustia 
de ser alguien extraño
                     una caricia
                         afilada
abrió su cuello

mareas de vida
                           sedientas  
                                       agitadas
               
                   avanzan
ahogan el tiempo
devoran las formas
la luz de sombras teñida
me alcanza
pierdo los sentidos






Gabriel Guadalupe, 2019.


Alberto Burri

domingo, 19 de mayo de 2019

cuando me acerco y lo miro * Juanpi Ortigosa





cuando me acerco y lo miro
todo a mi alrededor
desaparece

estoy
en un cuarto vacío
donde nada me abruma
ni se soluciona
solo él y yo
nuestro momento

cuando me acerco y me mira
somos uno
uno hermoso
uno perfecto

en sus ojos
un café amargo
veo reflejada mi vida
lo que tengo
lo que deseo
lo que necesito
nosotros
y nada más

cuando me acerco 
y lo miro
más profundo
y lo toco
frío como la nieve
nada me detiene
puedo ver el mundo
somos los únicos
que habitan esta tierra

él sabe todo de mí
yo sé todo de él
nacimos para estar
unidos
juntos 
plenos 

cuando me acerco y lo miro
me doy cuenta
no hay nada más seductor
que mi espejo





Juanpi Ortigosa, 2019.
Para Minuto Belleza en la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires.



jueves, 16 de mayo de 2019

Volví a Roma * Sofía Brunetto




Volví a Roma
tomé el metro
bajé en alguna estación
subí escaleras
bajé escaleras
había dos flechas
seguí una llegué a un jardín
había sol
un trompetista tocando jazz
lo aplaudí
me agradeció
le di todas las pequeñas monedas de bronce que me quedaban
sin saber su valor
una pareja bailó
les sonreí
me sonrieron y seguí
el camino entre las motas de luz a través de los árboles
y seguí
el camino entre los bustos de mármol
Rafael y Dante
y otro
italiano importante 
al que le faltaba la nariz
me reí, para mí
y seguí
llegué a un mirador 
toda Roma se encogió
minúscula maqueta
de punta a punta comprimida
Piazza Venecia 
elevada 
mirando para abajo 
como las romanas de nariz 
respingada
y labios rubí
y por el borde 
del camino
seguí
desemboqué en las alturas 
de Piazza Spagna
la otra 
flecha que el metro indicaba
bajé por sus escalinatas
al hormiguero 
de gente
tirando 
monedas en la fuente 
e intenté entrar
a una sofisticada casa de té 
del siglo XIX
pero estaba 
pasada de hora 
y el desayuno era lo único 
que podía pagar
la empleada dijo
a lo mejor 
podemos hacer una excepción
la patrona dijo
enojada
¡es muy tarde! No, no, no
lo siento 
dijo la empleada
me sonrió
le sonreí
la quise me fui
y el último 
café de Roma
me lo tomé en Mc Donalds 
y aún así 
fui feliz porque 
el último 
día 
por fin entendí
el mapa de la ciudad
parada en la calle 
con las motos rozándome
en el medio de dos plazas que se miran y todo 
me pareció
tan racionalmente 
romano
tan esplendorosamente 
encolumnado
todo 
tan
bien
pensado
todos los caminos 
conducen al pasado

Roma Termini
última estación
todo 
termina en Roma
me pinté los labios rubí
y los dejé sangrar
sobre el último vaso de café 
de telgopor prensado
porque 
Roma Cara
Cara Roma 
algún día 
juntaré más monedas
para arrojarlas en tu fuente
y pagarme 
un café decente




Sofía Brunetto, 2019.




miércoles, 15 de mayo de 2019

Te miro * Federico Pérez




Te miro
irrumpís
mis palabras
                    son mías
mis silencios
rompés
no digo
no sé
                   qué decir
la belleza
                   entorpece
no coinciden mis dedos
me aleja
sin preguntas
                   te miro
                   te miro
decime
¿qué estoy mirando?
¿cómo debo
                   mirar?
me iré
sin dejar
de verte





Federico Pérez, 2019.
Para Minuto Belleza en la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires.






martes, 14 de mayo de 2019

A la belleza * Matias Montero



Mirar y abrir bien los ojos para ver más.
La punta de los dedos por el pasto.
La punta de mis dedos por su espalda.
Ocho segundos.
Un bocado que te tumba los párpados para saborearlo mejor.
Caminar a través de un perfume y que te envuelva hasta darte vuelta.
Diecinueve segundos.
Escuchar el repiqueteo de la lluvia en algún momento del verano.
El viento y la siesta cuando entran por la ventana.
Abrazar. 
Veintinueve segundos.
Mirarla a los ojos y saber que se armó una sonrisa.
Treinta y tres segundos
Reírse con la panza.
Una canción, sentirla en la espalda.
Dejar que una ola se las ingenie entre los dedos de los pies.
Flotar. Y también sumergirse.
Los rayos del sol en la cara pasando entre los árboles.
Respirar hondo, aprovechar la pausa.
La cola de un perro contento. Contagiarse.
Jugar. A lo que sea. 
Meterme en la cama y que mis pies recorran sábanas muy suaves.
Su pelo en mi cara.
Un minuto.



Matias Montero, 2019.




domingo, 12 de mayo de 2019

La belleza * María Elena Castro





El sol iluminó radiante, antes
ahora suave pero intenso
se mueve
hacia abajo 

se amodorra
en cada hoja
en cada hebra de pasto
vuelan los pájaros
que saben de luz

el paisaje llano
me devuelve 
un momento intenso
adormecido
en mi mirada

se cuela el amarillo
adentro fuerte
mis ojos se iluminan
un fulgor me susurra
es el twilight

en la comisura de mis labios
se extiende 
una mueca 

respiro silencio
huelo el sol
una luminiscencia
marca 
el ritmo de la vida

mi piel se eriza
me quedo quieta
el movimiento 
está afuera

es un anuncio de noche
es único
baña de luz rojiza
los contornos

transmuto

mi mirada se desliza 
el sol saluda
pero hay un instante 
uno solo
cuando todo brilla, distinto 
es el twilight




María Elena Castro, 2019.
Lectura para La Belleza en la Feria Internacional del Libro de Buenos Aires.